Encuestas

¿Dónde disfruta más del Chamamé?
1- En los festivales
2- Con los amigos
3- En mi casa
4- Cuando estoy lejos de mi tierra
Estampas de Pueblo
Viernes, 28 de noviembre de 2014
Colchonero de Curuzú Cuatiá
"Ya estoy jubilado pero sigo trabajando en los lugares donde me llaman", contó el conocido productor de colchones hechos con rellenos de lana cruda Agustín"Chiquito" Vega.Una historia de vida de quien comenzó en el oficio a los 12 años y hoy cuenta orgulloso que con eso crió a sus cuatro hijos.
-Clara González-

La escardadora de lana tiene al menos unos 50 kilos,con esa máquina vieja se traslada de un lugar a otro. El arte consiste en trabajar a cielo abierto , en la casa del que contrata su servicio. Hasta allí llega y le dan la lana. "Ya no hay mas gente que escarde lana a mano, se usa una máquina y en al menos 4 horas se termina por ejemplo el armado de un colchón de 2 plazas y 20 kilos para que sea bueno", detalló.

Agustín nos contó que empezó a los 12 años y ya hace mas de 50 años que se dedica a fabricar colchones ," un buen colchón de 2 plazas tiene 20 kilos,la lana es de Curuzú Cuatiá.Yo solo pongo las manos para trabajar ahí,ellos me traen todo lo que sería la materia prima.Un colchón de ese tamaño cuesta unos 600 pesos nada más", asegura.

Consultado sobre la existencia de la lana en esa zona, Don Chiquito contó que en CoProLan hay siempre lana y de ahí viene limpita.La gente sino tiene que lavarla y traerme para el colchón.

Su familia
Al hablar de su familia Don Chiquito comentó que tuvo cuatro hijas y un varón pero que se fue pronto...falleció a los 8 años asi que no deja herederos de este arte. "Busqué alguien que sea mi secretario pero a algunos no les asienta el polvillo de la lana, los embroma,los deja en cama así que querían aprender pero es insalubre". Hace 28 años que soy viudo,agregó.

Su arte .
"Voy a domicilio para que vean la gente, hay algunos que son desconfiados entonces más vale al aire libre, Usted me llama y yo me voy a la casa y ahi en 4 horas hago el colchón", aseguró este artesano de la vida que todos lo conocen en su ciudad en el Barrio Villa Belgrano de Curuzú Cuatiá en la Provincia de Corrientes.

Foto :Gentileza-Santo Leiva