Encuestas

¿Dónde disfruta más del Chamamé?
1- En los festivales
2- Con los amigos
3- En mi casa
4- Cuando estoy lejos de mi tierra
Goya, en la Jornada Mundial de la Paz, 1º de enero de 2012.
Lunes, 09 de enero de 2012
Goya, en la Jornada Mundial de la Paz, 1º de enero de 2012.

LA CRUZ GIL: COMUNICADO  DEL  OBISPO  DE  GOYA
A todos los Agentes Pastorales y Comunidades eclesiales de la Diócesis de Goya y a las hermanas y hermanos que peregrinan a “la Cruz Gil”:
1. Porque “la Cruz Gil” es un lugar y un acontecimiento donde miles de bautizados van a rezar, deseo  estar junto a Ustedes  por medio de este comunicado, como lo hice el año pasado. Como Obispo y Pastor de esta Diócesis, los  acompaño y bendigo los esfuerzos y sacrificios que Ustedes hacen para expresar su fe de esta manera.
2. Buscando en las costumbres sus raíces más profundas, percibimos en esta devoción que, de algún modo, estamos continuando el culto que la tradición campesina de nuestra región guaranítica tributó, desde la primera evangelización, a sus fieles difuntos. De allí, que entre tantas otras expresiones de religiosidad, aún se siga con la música, el baile, el rezo y el convite. Por eso mismo, igual que en el altarcito familiar y en el cementerio, también en La Cruz Gil, prendemos una vela  recordando a Jesús muerto en la Cruz y resucitado, y por Él,  nuestra propia muerte y resurrección.  Todo esto, porque en el fondo creemos y profesamos, que nuestros seres queridos difuntos viven para siempre junto a Dios.  Y porque, según nuestra fe cristiana, los difuntos que están con Dios se unen a Jesucristo para rogar por nosotros y por nuestra salvación.
3. Yo sé que muchos de ustedes cuando deciden venir a Mercedes para esta fecha, están pensando en encontrarse con sus familiares y parientes, en ir a visitar a sus difuntos en el cementerio, en recordar a Antonio Gil y seguir hasta Itatí a visitar a nuestra Tierna Madre, la Virgen . También me han comentado que en el gran Buenos Aires, en muchos lugares y reuniones organizadas por los hermanos Correntinos, siempre están presentes nuestra Señora de Itatí y el recuerdo de Antonio Gil.
4. Les recuerdo a todos, y en especial a quien tenga algún tipo de poder o autoridad en el lugar, que es primordial recuperar y salvaguardar el “espacio religioso”, para que el pueblo devoto pueda libremente expresar allí su fe. Esto supone ordenar el acceso a la cruz, y graduar el sonido a su alrededor. Es una obligación respetar a cada persona en su modo propio de rezar. Les recomiendo que sigamos siendo siempre amables, alegres, respetuosos, fraternos y serviciales con todos.
5. Me alegra saber que la Comunidad parroquial de Nuestra Señora de las Mercedes, con el aporte generoso de muchos hermanos, ha comprado un terreno en las inmediaciones, ya que no quedaba espacio junto a la Cruz Gil. Esta adquisición no significa estar en contra y  abandonar el lugar, sino más bien, asegurar algunos servicios que la gente reclama y es necesario brindárselos, en   un espacio de serenidad, de silencio, de oración,  que favorezca una experiencia de fe en el encuentro  con Jesucristo quien nos amó y se entregó por nosotros en la Cruz.  Es oportuno recordar lo que les decía en el comunicado del año pasado: Que la devoción a la Cruz Gil se centre en la Cruz de Nuestro Señor Jesucristo y no en el difunto.
Es nuestro propósito entonces, edificar, en el terreno adquirido, un templo dedicado a  la Santísima Cruz, que es  fuente de toda gracia y bendición.
6. Una vez más, les deseo que vivan una  experiencia religiosa, que los ayude a ser mejores personas, mejores cristianos, mejores ciudadanos.  Que, por Jesús nuestro Hermano y Señor,  nuestros seres queridos difuntos y Antonio Gil , descansen en paz y  brille para ellos la luz  que no tiene fin.  
Que nuestra Tierna Madre de Itatí  los cuide de regreso a sus hogares.
Ricardo Oscar Faifer,Obispo de Goya

 

Antonio Gil
(Chamamé de J. Zini)

MIL OCHO SESENTA Y CINCO, - GUERRA CONTRA EL PARAGUAY…
TRIPLE ALIANZA GENOCIDA - DE LA CODICIA IMPERIAL…
EL GENERAL MITRE ORDENA - DESDE EL PUERTO-CAPITAL,
QUE “ES UN TRAIDOR A LA PATRIA - EL QUE NO QUIERA PELEAR”…

Y HUBIERON MUCHOS ANTONIOS - QUE NO QUISIERON PELEAR
Y SE ALZARON CON SU HEROICA - REBELDIA NACIONAL…
PERO POR SER DESERTORES, - ANGÁ, TERMINARON MAL…
POR SUERTE, LE PUEDE AL TIEMPO - LA MEMORIA POPULAR!

SI VES SUS BANDERAS ROJAS  - SEÑALANDO ALGUN LUGAR,
RECORDA QUE HAY TODO UN PUEBLO - PROVINCIANO, FEDERAL,
PARIENTE DEL MARTIN FIERRO - QUE CREE EN SU DIGNIDAD,
Y ES CAPAZ DE DAR LA VIDA - POR SU CAUSA: LA HERMANDAD!

Honda expresión correntina de nuestra fe popular:
en la Cruz de Antonio Gil, la gente viene a rezar…
y, a su modo, clama al cielo por la justicia social
y por ese catecismo que no le supimos dar…

Como raíces al aire, para el que busca, allí están
la religión guaraní, la enseñanza misional,
la tradición campesina, más el consumismo actual…
¡nos queda la obligación de salvar nuestra verdad!

1.- De faja y poncho rojos, – tenías en los ojos - cabureí…
Por eso es que mirabas – y enamorabas – o castigabas, - Antonio Gil…

Soldado correntino, - seguías el camino - de San Martín…
Gente de Madariaga, - de vincha y daga, - cabeza paga - por resistir…

Correntino ité, - gente fiel demás, - si te alzaste fue – por tu dignidad…
Bravo cuimbaé, - limpia sangre avá, - Moriste en tu ley: - ¡por la Libertad!

Un refucilo en la mano, - payé doble en el mirar,
Antonio Gil los podía, - pero “no quiso pelear”;
era inocente y sabían – que robó no por maldad,
la inocencia de los pobres se llama: necesidad!

Dicen que fue su delito – soñar con la libertad,
no aguantarse la injusticia – y alzarse al monte nomás…
Tal vez por eso mi gente – le reza cada vez más…
y hay quien dice que a la larga,- mi pueblo lo va a imitar..!

2.- Las niñas estancieras – soñaban que Tú eras - Su paladín…
Y en todos los rincones – recios varones – veían visiones - pensando en ti…

Dicen que San La Muerte – cuidaba de tu suerte, - Antonio Gil…
Y los que te buscaban, - si te tiraban, - no te pegaban, - Antonio Gil..!