Encuestas

¿Que te pareció la Postulación del Chamamé en la UNESCO como Patrimonio de la Humanidad?
1- Excelente
2- No estoy de acuerdo
3- No sabía
Curuzú Cuatiá
Jueves, 28 de junio de 2018
Balance positivo del 6° Festival tarragosero
Las dos jornadas de homenaje al Rey del Chamamé, en el aniversario de su nacimiento, tuvieron momentos de emoción con la entrega de numerosos artistas y espectadores que disfrutaron.

El domingo pasado, numerosas familias curuzucuateñas, visitantes de otras localidades y turistas se acercaron hasta el parque Martín Fierro, que fue remozado y adecuado para que allí se realice el 6° Festival Provincial Tarragosero, que concluyó ese día con un gran éxito, en el cual se conmemoró un nuevo aniversario del natalicio del Rey del Chamamé, Tarragó Ros.

Siguiendo la saga del sábado, que se realizó en el club San Martín y del que participó un nutrido número de grupos chamameceros, el domingo, pese al frío imperante en el Parque, el éxito no fue menor, y contó con el acompañamiento de los vecinos y también de público que se acercó desde la zona para disfrutar de este espectáculo.

DESFILE DE ARTISTAS

Las actividades comenzaron al mediodía con la apertura del Ballet de Curuzú y la Escuela Tarragosera, que al igual que el día anterior, cosechó aplausos al dejar bien en alto la estirpe tarragosera del semillero.
La programación siguió con la actuación de Las Orquídeas de Tarragó, Julián Báez, Toto Báez y Juan José Barrios, que juntos, desafiando al frío y el viento, subieron como todos al escenario y brindaron un espectáculo a la altura del motivo que congregó a artistas y espectadores.
Luego llegaron, Victoria Canteros, Los Campesinos, Julio Duprat y de la ciudad de Rosario, Santa Fe, Los Hermanos Orué, quienes deleitaron al público.

ESPECTÁCULO Y SERVICIOS

A esa hora del festival y con el sol jugando a las escondidas y el viento soplando, subieron al escenario Milagros Dalmazo, Los Paisanos y el Ballet de Curuzú Cuatiá, Nicolás Machuca, Exequiel Fernández y el Tolato Trío, de Federal, que le puso calor a la fría jornada e hizo bailar a no pocos espectadores.
Una mención merece la atención al público que hubo alrededor del espectáculo, un variado servicio de cantina, agua caliente, baños, y todo lo necesario para pasar un buen rato al abrigo de la música tarragosera.
Muchos prefirieron ver el espectáculo desde sus autos, como si estuvieran en un autocine, y para hacerse ver, encendían las luces de los vehículos anunciándo el acompañamiento.
Una vez que asomó el sol con su cálida luz, poco antes de esconderse por esa jornada, varios se animaron a salir con silletas y agruparse con los demás.

LA DESPEDIDA

En ese momento el Festival estaba a pleno, y con Juan Güenaga y Los Tigres del Chamamé, se fue despidiendo el sexto festival, para dejar el cierre definitivo a Antonio Taibo y sus Mensajeros, con lo cual se puso fin a esta edición hasta el próximo año.